El Mago de Oz

Imagen interior de El Mago de OzTal y como he dicho, el dibujo es sensacional. Es perfecto para un cuento como el Mago de Oz y en sus últimas páginas hay, como suele ser normal en estos casos, una muestra del gran trabajo que tuvo que hacer Young para diseñar todo.

Me gusta, porque se ve que aunque al ver el resultado final todo parece fácil, en realidad los bocetos te enseñan el enorme trabajo que hay detrás.

En cuanto a la historia…. ha sido muy fiel al original. Y me ha sorprendido que sea tan, tan infantil… por eso, supongo, recibió el premio Eisner a la mejor obra infantil juvenil.

Mantiene perfectamente el tono de las historias que se contaban antes, más sencillas en su expresión, más pensadas tal vez para que los niños las entendiésen, pero aún así guardasen entre su lenguaje simple mensajes más profundos y sinceros que podían llegar al adulto también.

En resumen es una obra recomendable para todo tipo de públicos.

Y si os sentís un poco niños y tenéis sobrinos, hijos o alguien cercano al que le pueda gustar, comprároslo como excusa y disfrutadlo junto a ellos.

Volver al post…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s